Musssic is the answer #DanielCaesar

Musssic is the answer #DanielCaesar


En la actualidad, donde parece que lo sintético sustituye a lo orgánico de una manera casi inevitable; donde los ritmos de guitarras y lineas de bajo se sustituyen por pads y ritmos
elaborados a base de drumkits; una época en la que la música se ha convertido en ‘fast food’, donde importa más la imagen que el trasfondo que puedan tener las letras de las canciones; aparece de la manera más natural posible, Ashton Simmonds, más conocido como, Daniel Caesar.

Cantautor procedente de Ontario, que con tan solo 23 años, ha navegado a contracorriente de la 2a era de la música electrónica, abriéndose camino mediante sonidos reproducidos por
auténticos músicos; moviéndose entre el R&B, el soul y el neosoul, tras dos EPs, Praise Break (2014) y Pilgrim ́s Paradise (2015), nos regala su primer álbum de estudio bajo el sello Golden Child Recordings: Freudian.

Freudian es un viaje guiado por el amor, el psicoanálisis, la autocrítica y la introspección. Hace una valoración de las propias vivencias y explica los diferentes tipos de amor por los que ha tenido que pasar, creando un vínculo con el oyente, donde este se puede identificar totalmente debido a la naturalidad con la que está tratado cada tema. Habla tanto de amores idílicos, como bien representa en Get You junto a Kali Uchis; como de amores tóxicos, tristemente plasmado en Hold me down. Pero si hay una canción que define el amor de la manera más sencilla posible, esa es Best Part junto a H.E.R. Trata de hacer comparaciones entre hechos cotidianos y la mujer que quiere, añadiéndole a su letra una gran carga poética, que consigue conectar con el espectador. Aún tratándose de una letra tan ‘simple ́, goza de una elegancia desbordante. Ejemplos son: ‘You’re the cofre that I need in the morning’ ‘You’re my water when I’m stuck in the desert’ ‘If life is a movie then you’re the best part’.

Además, trata en sus letras los errores en el pasado y como redimirse, amores incompatibles e inseguridades, el amor como ciclo, el amor agradecido, el amor sexual, entre otros. En resumen, una visión del amor de manera inocente y natural. Dejaré que descubráis vosotros mismos el trasfondo de cada canción y cual se corresponde con cada una de ellas.

El álbum está hecho como si de una canción larga se tratara, un recorrido en barca tras un lago de tranquilidad. Hay transiciones entre canciones tan sutiles que si no estás atento, no te das cuenta de que has pasado a la siguiente canción. Es de apreciar que, como he introducido el artículo, viviendo una época en la que la música se consume de manera efímera y un tanto banal, encontremos piezas tratadas con delicadeza y una ejecución tan perfecta tratándose de su primer álbum, como es este Freudian.

Si fuese poco toda esta elaboración y dedicación a la hora de tejer la totalidad de este disco, todas las colaboraciones que aparecen en el (Kali Uchis, H.E.R, Syd y Charlotte Day Wilson) son
mujeres, debido a que el disco trata sobre el amor que siente por las mujeres en cada relación que relata.

Me es inevitable terminar este artículo sin nombrar a John Mayer, con quien encuentro cierto parecido tanto a nivel instrumental con ritmos que te llevan suavemente de la mano mostrándote la belleza de cada canción, como a nivel lírico, tratando todos sus temas con un romanticismo característico y entusiasta.

Creo que Daniel ha elegido el camino correcto, sumergíos en la escucha del disco y explorad el amor en todos sus aspectos.

null

Deja tú comentario

null

Lo más fresh

null

Lo más fresh

null

Quizá te interese

null

Quizá te interese




Deja un comentario